23
Vie, Ago

Postura del elefante

Typography
La postura del elefante es una postura al alcance de cualquier persona, pero quien no puede ejecutarla con las piernas estiradas, puede efectuarla doblando ligeramente las rodillas.

Técnica:

-Parada situarse de pie con las piernas juntas y estiradas.

-Separar ligeramente los pies y mantener los brazos a ambos lados del cuerpo.

-Inclinar lentamente el tronco hacia adelante, proyectando los brazos al frente.

-Colocar las palmas de las manos firmemente en el suelo, manteniendo, si se puede, las piernas estiradas.

-Colocar el rostro paralelo al suelo, regular la respiración, mantener la postura entre veinte segundos y un minuto, y deshacerla con lentitud inspirando profundamente al ascender el tronco, tratando de no despegar la planta del pie del suelo.

La concentración está en la base de la columna vertebral y el ejercicio se tiene que realizar dos o tres veces.

Los efectos que tiene esta asana es que estimula y tonifica todos los músculos posteriores del cuello, vigorizándolos  y fortaleciéndolos;  aumenta el apetito; descansa el estómago; dota de flexibilidad la espina dorsal; tonifica considerablemente las regiones coccígera y sacra; abastece de sangre la parte alta del cuerpo; estimula los músculos y nervios de los brazos, del pecho y de la espalda; previene contra la constipación y combate el estrés.